26 marzo, 2012

Alivio...

Al final no voté a mi partido minoritario, voté a un partido más minoritario (todavía) con el que también estoy de acuerdo.

Ayer, siguiendo la evolución de las elecciones, cuando empezaron a subir los escaños del PP a eso de las diez y algo de la noche pensé que los pronósticos se iban a cumplir. Creo que lo que más coraje me daba era pensar, no ya en la sonrisa triunfal de Arenas al ganar por descontento ciudadano, sino en la prepotencia de Rajoy, ese comemierdas lameculos pachorro y casposo, desde el balcón madrileño dishpueshto a jodernos vivos. Pero no (bueno sí, puede jodernos vivos, pero ya sólo por venganza).

No me gusta que el PSOE vaya a seguir mandando cuatro años más, pero joder, si al menos ha servido para cortarle la leche del café a Marianín esta mañana, bienvenido sea.

A pesar de seguir estas elecciones con desinterés, con pies de plomo, he descubierto que después de todo me queda una sensación de alivio. Porque es mejor que nos gobiernen una pandilla de cobardes oligofrénicos del PSOE que unos cabronazos neoliberales vivalavirgen. Sí, es mejor.

Aunque como perlita, me llevo la que ha dicho una de las personas que más quiero:

"Lo más positivo de las elecciones de hoy
es que no han sacado mayoría absoluta ni PP ni PSOE"

Más razón que un científico.

Y mencionar que esperemos que IU esta vez sepa hacerse valer. Por favor.

1 comentario:

Lucas Fdez dijo...

Pues yo estoy contento de que la gente empieze a castigar al PP y de que IU haya doblado escaños ¡Qué parece que no hay alternativas!
Pues eso, el mal menor, al que esperemos que IU sepa atar bien corto.